QUE PASÓ?

No sé, tal vez fue:

  • Nuestro orgullo que nos impidió seguir con esto, si, esta relación que para mi fue muy mágica y especial, podría decir que una muy buena relación a pesar de todos los altibajos que tuvo.
  • Mi inmadurez y tu seriedad que no nos permitió continuar con lo que teníamos planeado y que nos metió en un hueco llamado problemas, peleas y distancia.
  • Mi cambio de actitud y el esperar a que tu dieras algo, pero entiende, me canse de entregar y de recibir un poco de vez en cuando, por eso cambie de actitud y opte por ser igual de insensible como tu; aunque eso no me gustó, me di cuenta que eso si afecto en algo la relación.
  • Tu insensibilidad, entiendo el porque de eso pero…podrías entregar algo de afecto a aquellas personas que te demuestran algo, es solo un consejo, tu veras si lo coges o no (aunque yo se que no lo vas a hacer) esa insensibilidad que por momentos desaparecía y eso me alegraba mucho, porque eran los momentos que más aprovechaba para disfrutarte al máximo, para abrasarte, besarte, decirte lo mucho que te quería y para muchas otras cosas; momentos que eran cortos y cada vez se hicieron más lejanos y que en este momento extraño.

Si extraño tus besos, tus caricias, tus abrazos, tus miradas, tu cuerpo, tu voz, todo de ti; pero entendí que eso nunca más lo voy a tener y, pues ya le eché tierrita a eso.

  • La falta de comunicación, debido a algunos factores enunciados anteriormente que nos mantenían lejos y sin saber nada ( y esto aún sigue).
  • Tal vez… ya era hora de terminar con esto que, aunque yo si entregue sentimiento (no se tu), fue algo sexual y todo lo que inicia tiene su final y mas en estas cosas.

Yo no quería que terminara pero… que se le va a hacer, ya paso y no hay nada que hacer para reponerlo, y si lo hubiera, pienso que es mejor dejarlo así y no empeorar las cosas.

  • Tal vez tú no querías seguir con esto y no encontraste la manera de decirme que querías cortar con esto y te alejaste más de lo que ya estabas para generar esto.

No se, las razones pueden ser alguna(s) de esta(s) o tal vez otras, me gustaría saber cual fue pero… no se si eso lo llegue a saber algún día.

No me quedas que decirte que mil gracias, gracias por todo lo que me diste y me enseñaste, aprendí y descubrí muchas cosas de mi y de ti; tal vez porque contigo llegue muy lejos (no tanto como hubiese querido pero…).

Ojala que te vaya muy bien en la vida, que puedas hacer todo lo que quieres y si necesitas ayuda, apoyo consejo o algo en lo que yo te pueda ayudar con gusto. No me gustaría perder tu “amistad” porque de un modo u otro tenemos pequeñas cosas en común.

De mi parte no esperes odio, rencor, desprecio ni nada de esas cosas, si quieres una amiga, la tendrás si no pues… no hay problema, entenderé.

Así que no existen rencores por mi lado. Te deseo muchos éxitos, yo se que vas a lograr todo lo que te propongas

Cuídate y nunca te olvidare…

Anuncios